El proceso de duelo en los niños

Escrito por Mgter. Rodsella Aragundi, Psicóloga y Psicoterapeuta

La muerte de un ser querido provoca en los adultos, un profundo dolor. ¿Pero a los niños cómo les afecta? Si bien es cierto ante nuestros ojos son pequeños, en ocasiones tratamos de minimizar el impacto. Al tratar de protegerlos, les quitamos la oportunidad de reaccionar de manera natural a la pérdida.

El utilizar expresiones como: “Se fue al cielo”, “Está dormido por siempre”, “Dios se lo llevó” pueden dar impresiones erróneas sobre la muerte. Los niños muy pequeños aún no hablan, pero sienten la separación y el estado emocional de los demás. A partir de los 5 años, los niños tienen ideas sobre la muerte pero es importante aclarar dudas.

En la clínica privada se ven casos de niños los cuales no han podido procesar el duelo y la pérdida de un ser querido. Es importante permitirles a los niños participar del funeral, siempre y cuando ellos quieran ir.

Los niños son el reflejo de nosotros, si actuamos muy compuestos o no expresamos nuestras emociones para ser fuerte, ellos actuarán igualmente. Permitirles que lloren, expresen su enojo, molestia es simplemente el primer paso hacia la aceptación de la pérdida.

Al tratarse de una muerte por enfermedad es importante poder hablarles a los niños sobre la muerte. El concepto de este puede ser imaginado como un acto reversible, que se puede controlar. Si se trata de una muerte repentina, hay que poder acompañarlos y poder contestar a sus preguntas con tacto.

La psiquiatra estadounidense Kübler-Ross, en 1969, describió cinco etapas del duelo, en las que una persona puede pasar. Es muy probable que los niños también pasen por estas etapas. Entre ellas está la negación, ira, esperanza, depresión y aceptación. Es importante notar que pueden darse de manera simultánea y no se dan en un particular orden.

Hay que darles un espacio en privado para hablar sobre cómo se sienten, y ser empáticos, ya que cada uno lidia con el duelo de una manera individual.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *